Seguínos

Facebook Twitter Youtube
SALTA

También el cumplimiento de protocolos

La intendenta recorrió el natatorio Perón y verificó refacciones

Bettina Romero, junto a la secretaria de Deportes, Manuela Arancibia, supervisaron las reparaciones realizadas por el municipio y el funcionamiento de protocolos sanitarios.

Recorrida por el natatorio
Recorrida por el natatorio

La intendenta de la ciudad de Salta, Bettina Romero, visitó el natatorio, Juan Domingo Perón, constató el cumplimiento de los protocolos sanitarios y diálogo con los vecinos que estaban en el lugar.

“Después de un año tan difícil nos encanta que los vecinos puedan disfrutar del verano en nuestros espacios municipales. Los pusimos en condiciones y contamos con todos los protocolos para cuidarlos”, manifestó la mandataria.

Además, agregó: “Quiero invitar a que sigan sumándose con responsabilidad”.

Los natatorios están abiertos de martes a domingos, de 14 a 19.

Roberto vecino que asistió al natatorio, expresó: “Realmente se ve excelente el natatorio, la pasamos muy bien con mi familia. En estos días de sol aprovechamos para venir y nos cuidaron con todos los protocolos”.

Para asistir a cada uno de ellos, se deberá sacar turno previo a través de la web municipal o mediante la aplicación Whyline con hasta 3 días de anticipación.

Por día pueden ingresar 2500 personas al Carlos Xamena, 300 al Nicolás Vitale y 200 al Juan Domingo Perón. Las entradas tienen un valor de $35 mayores y $23 menores.

Obras de refacción y mantenimiento

En el natatorio Juan Domingo Perón se realizó la refacción de cubiertas, reparación de cielorrasos dañados, baños y vestuarios. También, se colocó un sector de techos faltantes.

Además, se renovó la instalación eléctrica completa y pintura en sanitarios, hall de ingreso y exteriores de la recoba de entrada, y se hicieron reparaciones generales.

Acompañó a la intendenta, Bettina Romero durante su visita, la secretaria de Deportes y Juventud, Manuela Arancibia.



MÁS DE SALTA
SALTA
Ciudad Judicial

Apelación

. La Sala I de la Cámara de Apelaciones en lo Civil y Comercial hizo lugar a un recurso de apelación y revocó una resolución de primera instancia y en consecuencia hizo lugar al pedido de un quebrado para excluir una vivienda de la masa de bienes con la que se cobrarán sus acreedores.